domingo, 4 de diciembre de 2016

BODEGAS VALDELANA



















Amaneció un día nublado de finales de agosto. Vacaciones. Y decidimos cambiar la playa por una excursión a La Rioja y descubrir en que periodo de maduración se encuentran las uvas de  la próxima cosecha. ¡Qué grata sorpresa! Los racimos entremezclados morados y verdes, prietos y bien llenos de fruto, me incitaron a probarlos. Un escalofrío recorrio mi cuerpo cuando me meti un par de uvas en la boca. Pequeñitas, y con un sabor ácido aunque con un pequeño toque dulce, me estremecieron. ¡Creía que estarían más dulces!




El paseo en el todoterreno atravesando los viñedos, me recordaba a "Falcón Crest", aquella serie americana de los años 80. Miles y miles de ellos correctamente colocados en hileras y marcados por el nombre de su bodega. ¡Alucinante! Solo de pensar la producción tan grande y la cantidad de bodegas; grandes y pequeñas que se dedican al negocio del vino, indica el gran consumo de esta bebida llena de antioxidantes.






Después de recorrer distintas zonas sin rumbo, llegamos a Elciego una localidad pequeña y con mucho encanto donde nos llamó la atención una bodega familiar, BODEGAS VALDELANA. Nada más y nada menos que dieciséis generaciones de la familia dedicándose con mucha ilusión a perpetuar la marca y exportarla a Alemania, Italia, China, Japón, países árabes ....






En la etiqueta de una de sus botellas, DUQUESA DE LA VICTORIA, sobresale una rosa mágica. Al frotarla su aroma te traslada a las notas en boca del reserva que se esconde en su interior. ¡Me fascino la idea!





Uno de los propietarios, cuya imagen está impresa en la etiqueta del tinto joven de FAMILIA

VALDELANA, nos dedicó su tiempo para hacernos una pequeña explicacion en el Jardín de las Variedades. Un espacio a los pies del último meandro navegable del río Ebro, con una amplia visión de los viñedos de la zona y espacio de experimentación de vides traídas de diferentes zonas del mundo para la creación de próximos caldos.







El pasado 20 de agosto se celebró el primer WOOC (Wine, Olive Oil and Cacao) un maridaje de vino, aceite y chocolate guiado por Juanje VALDELANA, el maestro pastelero Juan Ángel Rodrigalvarez y Jorge Martínez, maestro de aceites de Zeytum. Todo ello amenizado con música y a la luz de las estrellas. ¡Que más se puede pedir!










Estate atento porque están previstos muchos más....







Una experiencia magnífica, con gente estupenda que con trabajo, ilusión y ganas de innovar nos hicieron pasar un gran día.